Beatriz+Salvador

Cuando me he sentado esta mañana a escribir la entrada de la boda de Bea y Salva, no he podido evitar que me viniese a la mente los recuerdos de esta pareja, de su preboda en Madrid y de la historia que hoy nos ocupa, la de su gran día.

Como ya os comentaba en la entrada de sus fotos de preboda en Madrid, Bea es una persona fuerte, luchadora y muy sensible, con muchas ganas de disfrutar de la vida y de todo lo que la rodea. Un buen día encontró a su chico ideal, Salvador, con los pies un poco mas en la tierra que ella, soñadora y romántica empedernida. Salva es un chico encantador y sobre todo con una amabilidad infinita. Ambos forman una pareja con los que da gusto sentarse un buen rato a charlar de mil cosas. Ellos son geniales y para variar, les he cogido un cariño enorme.

Se casaron en la Finca Kercus, en Arroyomolinos durante una bonita y mágica ceremonia civil en la misma finca, donde se leyeron palabras de amor y se escucharon algunas risas nerviosas. Todo muy en su estilo, querían pasárselo bien y celebrar su unión junto a sus familiares y amigos, bañados en la tenue y cálida luz del atardecer y que nada les privase de disfrutar de ese momento tan especial.

Los detalles, la organización y la magia fue obra de Bea, que desde hace ya un tiempo ha enfocado su vida profesional a su pasión, que no es otra que la de organizar eventos y llenar de inspiración, ideas, gente y sitios bonitos, o como dice ella misma en su genial blog, dar su opinión sobre bodas y eventos hechos con mimo y cariño del bueno, porque de lo que se trata es de ser felices.

Quiero dar las gracias a Salva y Bea por confiar en mi para acompañarles y guardar en forma de imágenes todos los recuerdos de ese espectacular día. Además, mi mas sincero agradecimiento a Celeste Aragón por haberme recomendado y darme la oportunidad de conocerles. Un beso enorme!!!

Os dejo con un resumen de su historia. Espero que os guste.